Política Provinciales

El INADI de Mi­sio­nes en gue­rra con­tra las fake news

Has­ta que no apa­rez­ca una va­cu­na efi­cien­te con­tra el Co­ro­na­vi­rus, las me­jo­res he­rra­mien­tas para fre­nar la pan­de­mia son el dis­tan­cia­mien­to so­cial y la in­for­ma­ción fi­de­dig­na. Es por eso que di­fe­ren­tes paí­ses es­tán to­man­do me­di­das con­tra las no­ti­cias fal­sas, en es­pe­cial so­bre aque­llas que ge­ne­ren pá­ni­co so­cial en torno a la pan­de­mia.

En ese con­tex­to, el Ins­ti­tu­to Na­cio­nal con­tra la Xe­no­fo­bia y el Ra­cis­mo (INADI) ela­bo­ró un in­for­me en el que se ins­tó “al ejer­ci­cio pro­fe­sio­nal y res­pon­sa­ble por par­te de los me­dios de co­mu­ni­ca­ción”. El dis­pa­ra­dor fue una de­nun­cia que reali­zó la de­le­ga­ción del INADI en Mi­sio­nes al de­tec­tar una se­rie de fal­sas no­ti­cias pu­bli­ca­das por los por­ta­les Real Po­li­tik y Agen­cia Nova.

Am­bos si­tios in­for­ma­ron que el pre­si­den­te de la Le­gis­la­tu­ra de Mi­sio­nes, Car­los Ro­vi­ra, ha­bía con­traí­do CO­VID-19, lo cual no era cier­to. La de­tec­ción rea­li­za­da des­de Mi­sio­nes en­cen­dió la alar­ma del Ob­ser­va­to­rio de Dis­cri­mi­na­ción en Ra­dio y Te­le­vi­sión de la Di­rec­ción de Po­lí­ti­cas y Prác­ti­cas con­tra la Dis­cri­mi­na­ción del INADI.

Equi­po fact-che­cking

Se­gún la de­le­ga­da del INADI en Mi­sio­nes, Sil­via Ris­ko, “las fal­sas no­ti­cias pro­vo­can dis­cri­mi­na­ción, lo que aca­rrea agre­sión y vio­len­cia con re­sul­ta­dos des­es­ta­bi­li­zan­tes. Eso es algo que Vic­to­ria Don­da (di­rec­to­ra na­cio­nal del INADI) tie­ne bien cla­ro y mar­có un li­nea­mien­to so­bre el tema que va en con­so­nan­cia con lo que dijo el pre­si­den­te Al­ber­to Fer­nán­dez so­bre fake news”. Para com­ba­tir la “in­fo­de­mia”, la fun­cio­na­ria ex­pli­có que des­de la de­le­ga­ción “se con­for­mó un equi­po de pro­fe­sio­na­les que se de­di­ca a ha­cer el fact-che­cking de lo que se pu­bli­ca en di­fe­ren­tes me­dios con fuen­tes ofi­cia­les. Cuan­do se de­tec­ta una in­for­ma­ción fal­sa se ela­bo­ra un in­for­me que es en­via­do al Ob­ser­va­to­rio que hay en la Di­rec­ción de Po­lí­ti­cas y Prác­ti­cas con­tra la Dis­cri­mi­na­ción del Ins­ti­tu­to, y ellos se en­car­gan lue­go de las ac­tua­cio­nes le­ga­les para que el caso lle­gue a la Jus­ti­cia”.

La “in­fo­de­mia”, es un mal que nos ace­cha como so­cie­dad y que co­rre a ma­yor ve­lo­ci­dad que el vi­rus, in­va­dien­do con no­ti­cias poco con­fia­bles, ma­li­cio­sas o fal­sas, que au­men­tan el pá­ni­co, ali­men­tan la an­gus­tia o pro­mue­van con­duc­tas in­co­rrec­tas.

Ris­ko des­ta­có que des­de la de­le­ga­ción “tam­bién es­ta­mos aten­tos a lo que se pu­bli­ca en las re­des so­cia­les. Ha­ce­mos co­pias de pan­ta­llas que se le­ga­li­zan a tra­vés de un es­cri­bano y ela­bo­ra­mos el in­for­me. El ob­je­ti­vo es de­tec­tar ac­tos de dis­cri­mi­na­ción y la pro­pa­ga­ción de no­ti­cias fal­sas que pue­dan de­ri­var en si­tua­cio­nes de dis­cri­mi­na­ción”.

Si­tios de in­ter­net que se pre­sen­tan como por­ta­les pe­rio­dís­ti­cos pero que no tie­nen in­for­ma­ción real ni res­pon­sa­bles a la vis­ta, ejér­ci­tos de tro­lls, agi­ta­do­res de no­ti­cias fal­sas, y mi­les de in­cau­tos que se con­vier­ten en re­pli­ca­do­res de men­ti­ras a tra­vés las re­des so­cia­les, for­man par­te de un ex­ten­so eco­sis­te­ma de las fake news. “En Mi­sio­nes, ade­más de ha­ber por­ta­les anó­ni­mos, hay mu­chos per­fi­les en Fa­ce­book y en twit­ter que tam­bién son anó­ni­mos. To­dos tie­nen el mis­mo ob­je­ti­vo: la men­ti­ra, la agre­sión y la dis­cri­mi­na­ción”, aler­tó la ex­dipu­tada na­cio­nal.

A fa­vor de las bue­nas prác­ti­cas pe­rio­dís­ti­cas

Ris­ko, tam­bién ex­pli­có que “hay que ana­li­zar to­dos los ca­sos. Una cosa son las men­ti­ras dis­fra­za­das de no­ti­cias, que por lo ge­ne­ral tie­ne como ori­gen por­ta­les o per­fi­les de re­des so­cia­les anó­ni­mos. Otra cosa son las no­ti­cias fal­sas da­das por pe­rio­dis­tas con nom­bre y ape­lli­do, ahí es­ta­mos fren­te a ma­las prác­ti­cas pro­fe­sio­na­les. Am­bas pue­den ser pe­li­gro­sas para la so­cie­dad”.

A su vez, acla­ró que “des­de el INADI de­fen­de­mos la li­bre ex­pre­sión y la li­ber­tad de pren­sa, por eso alen­ta­mos a las bue­nas prác­ti­cas pro­fe­sio­na­les”. Y como ejem­plo dijo que “hace unas se­ma­nas, ade­más de ha­cer las ac­tua­cio­nes co­rres­pon­dien­tes, con­de­na­mos las agre­sio­nes ver­ba­les que re­ci­bió el pe­rio­dis­ta de El­do­ra­do Ale­jan­dro Spi­vak. Ca­sual­men­te fue­ron como con­se­cuen­cia de la in­for­ma­ción fal­sa que es­ta­ba di­fun­dien­do otra per­so­na, que fue la agre­so­ra, y que aho­ra tie­ne una cau­sa pe­nal. Es el lea­ding case de lo que pro­du­ce una no­ti­cia fal­sa: dis­cri­mi­na­ción y agre­sión”.

Des­de el INADI tam­bién se re­co­men­dó de­nun­ciar las fake news a tra­vés de una nue­va ini­cia­ti­va que lan­zó la agen­cia de no­ti­cias ofi­cial Té­lam. Se tra­ta de la pla­ta­for­ma de­no­mi­na­da Con­fiar, una he­rra­mien­ta en la gue­rra que li­bra el go­bierno de Al­ber­to Fer­nán­dez en con­tra la “in­fo­de­mia”.

Por otra par­te, en el si­tio ofi­cial del INADI (www.ar­gen­ti­na.gob.ar/​inadi) se pue­de ac­ce­der a da­tos ofi­cia­les so­bre la pan­de­mia del Co­ro­na­vi­rus en el país y a los for­mu­la­rios para rea­li­zar de­nun­cias por dis­cri­mi­na­ción.

Artículos Relacionados

Covid-19: Por un resultado dudoso activan protocolo en el Madariaga

Dia uno

Opositores antifascistas salen a cruzar las marchas bolsonaristas; hubo represión y gases

Dia uno

Alberto Fernández se distanció del proyecto para intervenir Jujuy: “No es una iniciativa nuestra”

Dia uno