Provinciales

En lo que va del año se registraron más de 80 estafas y robos con tarjetas en Misiones: ¿cómo prevenirlo?

Los fraudes están a la orden del día con el comercio electrónico en pleno auge. Sumado a esto, el contexto de pandemia permitió incrementar las compras a través de internet y paralelamente el aumento de robos con tarjetas de crédito y débito, además de diferentes tipos de estafa: generando débitos automáticos, transacción de préstamos y obteniendo datos personales o bancarios para afectar y dañar a los consumidores.

Por este motivo, desde Defensa al consumidor recuerdan la importancia de chequear que el sitio de compra sea oficial antes de colocar los datos de la tarjeta de crédito o débito.

En tanto, en el caso de los débitos automáticos, los consumidores tienen derecho a denunciar cuando se debitan productos sin consentimiento del titular, esto se realiza ante la entidad bancaria en cuestión, ya que los bancos y las empresas de tarjetas de crédito tienen la obligación de recibir los reclamos de sus clientes y proporcionarles una solución.

Casos registrados durante los últimos meses en distintas localidades misioneras

En el mes de agosto un hombre oriundo de Posadas estafó por internet a más de 70 personas de todo el país, cuya suma alcanzaría los seis millones de pesos. Para esto, creó perfiles falsos en Instagram y Facebook, y vendía equipamiento tecnológico. Después de pautar la venta y recibir pagos por canales electrónicos, los productos nunca llegaron a destino.

Ese mismo mes, una mujer de Eldorado denunció una generación de deudas en su tarjeta de crédito por más de 30 mil pesos por motivo de un préstamo que no fue solicitado por ella.

“Pedí en el banco que me cambien la tarjeta porque no funcionaba bien, ya estaba vieja. Me dijeron que tardaría entre 15 a 20 días en llegar la nueva. Cuando volví a casa, corté la tarjeta porque no andaba más. En cuatro días me llegó la nueva, pero en ese ínterin me empezaron hacer compras en mi tarjeta vieja”, relató la mujer.

Hilda realizó dos compras y al intentar hacer una tercera, le avisaron que su saldo era insuficiente. Al revisar su Home Banking, se encontró con una cuenta de aproximadamente 31 mil pesos “Veo una enormidad de compras hasta en 3 cuotas en distintas casas en Buenos Aires. Me agarró una desesperación”.

Inmediatamente comenzó a hacer los reclamos correspondientes ante la institución financiera Visa y al Banco para dar de baja la tarjeta pero hasta el momento no obtuvo respuestas “En el banco me dijeron que no pueden dar de baja porque lo debe hacer Visa. Llamamos a Visa y dicen que tenemos que ir al banco, y así me tienen. Mientras estuve haciendo los trámites en el banco me hicieron otra compra. No quiero ni abrir el home banking para no amargarme la vida”, expresó Hilda.

En esa misma localidad, un odontólogo dio a conocer a través de sus redes sociales que le clonaron la tarjeta de crédito y realizaron varias compras. “Hace más de 10 meses que no salgo del país, mucho menos de la provincia con la “cuarentena impuesta”, por ende, es imposible que haya gastado fuera de Argentina, agrego a esto que la tarjeta de débito que uso es solamente para las compras en supermercados locales, así que la clonación de mi tarjeta ha sido realizada en estos comercios”, explicó en una publicación de Facebook.

En la última semana, otras dos personas de Eldorado denunciaron que fueron víctimas de estafas a través de sus tarjetas de crédito.

En la ciudad Capital, durante los primeros meses de cuarentena, tres hombres conformaron una red de estafa. El modus operandi consistía en adquirir televisores y otros artefactos electrónicos de un comercio utilizando distintos usuarios. Lo que los delató fue que en casi todas las transacciones utilizaron el mismo correo electrónico y una de las tarjetas utilizadas correspondía a una persona que adujo desconocer tales operaciones, por lo que estos hombres fueron denunciados ante Cibercrimen y en el mes de mayo los detuvieron en Posadas.

Jardín América fue otra de las localidades cuyos pobladores se vieron afectados con al menos tres estafas telefónicas, cuyos damnificados perdieron sus ahorros depositados en los bancos.

En una de estas llamadas, manifestaron que el hombre en cuestión “salió adjudicado en un sorteo que tenía como premio un teléfono celular Samsung J7 y la suma de $150.000”.

El estafador solicitó al “feliz ganador” a realizar una serie de pasos indicados para llevar a cabo la trasferencia del “premio” a su cuenta de caja de ahorro, que finalmente no se concretó. Al otro día, el damnificado constató que su sueldo no estaba depositado en su cuenta, ya le habían sustraído en forma virtual.

En el segundo caso, se cometió con la misma modalidad y el mismo premio ganado. El estafador le reclamó que debía constituirse con su tarjeta de débito al cajero más cercano y con el código que ellos le brindan, debía realizar una serie de pasos generando una banca personal Internet.

Una vez realizados los movimientos, se comunicó con el banco comentando esta situación, quienes aconsejaron que llame inmediatamente a la entidad emisora de la tarjeta solicitando la baja de la misma. El hombre constató luego que le debitaron de su cuenta la suma de 197 dólares.

Finalmente, en el tercer caso el estafado recibió un llamado telefónico por parte de un hombre, quien se identificó como supuesto representante del Banco Nación, quien le solicitó le brinde sus datos personales.

Pasaron unos días y la víctima de estafa se hizo presente en el Banco Nación de Jardín América, en razón de que extravió su tarjeta de débito, solicitando un nuevo plástico y si le podían abonar el efectivo en ventanilla, equivalente a la suma de $ 11.500, por lo que el gerente de dicha sucursal le manifestó que no había nada depositado en su cuenta, tras haber realizado movimientos y desconociendo la operación que habrían realizado sin su consentimiento.

Recomendaciones para evitar caer en estafas telefónicas

Nunca dar datos personales, ni de la familia.

No brindar datos bancarios.

No acceder a ser guiado por teléfono para el uso de cajeros automáticos.

No entregar dinero.

No ir a cajeros automáticos o cajas de seguridad, luego de recibir este tipo de llamadas.

No hacer transferencias luego de recibir este tipo de llamadas

No brindar claves bancarias.

Ningún banco, empresa ni organismo oficial puede retirar dinero de su casa o le entregará premios mediante esta modalidad.

Alertar siempre a familiares y amigos.

Cortar la comunicación y llamar a la Dirección de Cibercrimen
0376 468-5177

Consejos a la hora de realizar transacciones y compras por internet

1. Verificar los datos del vendedor

Asegurarse de que el comercio realmente existe es clave a la hora de realizar una compra por Internet. En Argentina, las empresas tienen la obligación de informar su nombre y número de CUIT, ya sea en la venta tradicional o en la realizada por teléfono, correo o web. Su veracidad se puede verificar a través de la página de AFIP, en su apartado “, constancia de inscripción”.

2. Descartar las ofertas que llegan por correo electrónico masivo

Las ofertas que nos llegan por correo electrónico masivo, y suelen entrar en las carpetas de “Correo no deseado”, “Spam” o “Promociones”, pueden provenir de personas malintencionadas que buscan estafar a quien confíe en ellas. Por eso, es fundamental adquirir productos en sitios reconocidos con experiencia en compra y venta online. También se debe recordar que en redes sociales como Facebook o Instagram no es posible verificar la identidad del vendedor, por lo que se debe estar alerta a la hora de realizar una compra.

3. No comprar en efectivo, con giros postales ni enviar dinero

Está completamente desaconsejado comprar en efectivo, con giros postales o a través de empresas de envío de dinero que no permitan verificar al vendedor. Por el contrario, se recomienda realizar el pago por homebanking, con tarjeta de crédito o transferencia bancaria, que son medios que permiten mantener un seguimiento de la transacción.

4. Conservar los comprobantes

Es importante conservar los comprobantes, facturas, fotos, textos usados para promocionar productos, datos enviados por mail e incluso la dirección URL donde se realizó la compra. Ante cualquier dificultad, esas van a ser las herramientas de reclamo o denuncia penal. Además, el vendedor siempre debe enviar por email el comprobante de pago o la factura electrónica.

5. Leer términos, condiciones y plazos de entrega

Se deben leer con atención las condiciones y consultar antes el costo final de la compra, con el envío incluido, si lleva un seguro y si se paga aparte, si existe el producto en stock y si tiene devolución. A su vez, advertir que la financiación puede encarecer el costo significativamente, por lo que se vuelve fundamental conocer todos los detalles antes de apretar el botón de “comprar”.

Fuente:Misiones Opina

Artículos Relacionados

La Vicegobernación afianza la Creación de Áreas de Niñez y Adolescencia en los Municipios de la Provincia

Dia uno

Misiones elaboró un Plan Estratégico pospandemia por $40 mil millones

Dia uno

Ejemplo político

Dia uno