Dia Uno
Vida y estilo

Vinagre en la huerta: cómo usarlo para germinar semillas difíciles

Lo más probable es que pocos productos naturales sean tan versátiles como el vinagre. Además de condimento para las comidas, funciona para la limpieza y para mantener en orden el jardín. En esta oportunidad, compartimos todo lo que hay que saber para usarlo en la huerta y para hacer que germinen semillas difíciles. A continuación, los detalles.

Quienes tengan conocimientos básicos en materia de huertas y jardinería saben muy bien que cada especie de planta tiene sus propias características y que no todas crecen y florecen con facilidad.

Hay algunas semillas que suelen generar más trabajo de lo habitual. Sin embargo, la buena noticia es que existen algunos mecanismos para ayudar e impulsar el crecimiento de las mismas.

Como si fuese poco, uno de los más habituales se puede realizar con vinagre blanco, que es un producto natural que, como tal, es sustentable para el medio ambiente y que además es económico y fácil de conseguir.

El procedimiento es tan rápido como sencillo. Lo primero que hay que hacer es tomar las semillas que se buscan plantar y ponerlas en remojo dentro de un recipiente con agua.

Hecho esto, hay que agregar apenas unas gotas de vinagre blanco y dejar reposar durante varias horas, en lo ideal una noche completa. Al día siguiente, retirar, plantar y listo, los resultados pronto estarán a la vista.

Otros beneficios del vinagre para el jardín

El vinagre blanco es un gran aliado para el bienestar del jardín, lo cual se manifiesta a través de varios aspectos.

En primer lugar, hay que decir que funciona como herbicida natural y también como antifúngico, combatiendo y evitando la formación de hongos.

Además, ayuda al crecimiento de las plantas y a potenciar el hierro de la tierra. Para esto, basta con mezclar 2 cucharadas de vinagre con unos 3 litros de agua y con esparcir la misma sobre la superficie en cuestión.

Este producto natural también es ideal para combatir moscas y mosquitos, lo cual sirve también para el interior del hogar. En este sentido, hay que dejar vinagre en distintos recipientes y el olor intenso del mismo se encargará del resto.

Algo similar ocurre con las hormigas y otros insectos que pueden lastimar las plantas. Para esto, solo es cuestión de esparcir un poco de vinagre en los perímetros del jardín y el olor también hará lo propio.

Eso sí: en este último uso hay que tener cuidado de no poner el vinagre cerca de las plantas, ya que al estar puro o poco rebajado su acidez puede dañarlas.

Fuente: Mdz

Artículos Relacionados

Cómo levantar el busto y glúteos en una semana con una mascarilla de limón y bicarbonato de sodio

Dia uno

Los beneficios de enterrar los saquitos de té en tu jardín

Dia uno

Brownie de manzana delicioso, fácil y muy novedoso

Dia uno